Regresar

Noticia

Copyright es…

noviembre 24, 2015

Etiquetas: , , ,

Generado por la Mesa de trabajo de Social Media de IAB México

Autor: Ricardo Reyes de GO Disruptive, participante de la Mesa de trabajo de Social Media de IAB México.

Derecho exclusivo de un autor, editor o concesionario para explotar una obra literaria, científica o artística durante cierto tiempo.

Cuando una persona crea una obra original en un medio físico, se convierte automáticamente en el propietario de los derechos de copyright de esa obra. En calidad de propietario, tiene el derecho exclusivo a utilizar la obra de determinadas maneras.

Los derechos de autor son sólo una forma de propiedad intelectual. No es lo mismo que una marca comercial, que evita que otros usuarios utilicen el nombre de la marca, claims, logotipos y otros identificadores de la fuente con fines específicos. También se diferencian de la legislación de patentes, que protege los inventos.

Sólo por el hecho de aparecer en un vídeo, una imagen o una grabación de audio no significa que seas el propietario de los derechos de autor de este material. Por ejemplo, si una amiga graba una conversación entre los dos, ella será la propietaria de los derechos de autor de la grabación de vídeo. Las palabras que pronuncias mientras hablas no están sujetas a derechos de autor distintos a los del propio vídeo, a menos se haya fijado con anterioridad.

¿Qué tipo de obras están sujetas a derechos de autor?

  • Obras audiovisuales, como programas de televisión, películas y vídeos online.
  • Grabaciones sonoras y composiciones musicales.
  • Obras escritas, como ponencias, artículos, libros y partituras de composiciones musicales.
  • Obras visuales, como pinturas, pósteres y anuncios.
  • Videojuegos y programas de software.
  • Obras dramáticas, como obras de teatro y musicales.

¿Qué es el dominio público?
Con el paso del tiempo, las obras sujetas a derechos de autor pierden la protección de estos derechos y se dice que pasan a ser de dominio público, con lo que cualquiera puede usarlas de forma gratuita. La duración de este período varía en función de varios factores, como el lugar y el momento de la publicación.

¿Qué es una obra derivada?
Para crear nuevas obras basadas en obras de otras personas, es necesario contar con el permiso del propietario de los derechos de autor del contenido original. Algunas obras derivadas pueden ser secuelas, traducciones, “spin-offs”, adaptaciones, etc.

Legales en redes sociales…
Muchas veces nos han preguntado si lo que compartimos en redes sociales se encuentra sujeto a derechos de autor. Y resulta que la respuesta no es sencilla, como todo lo relacionado con los derechos de autor en la web.

Internet funciona como herramienta para la distribución de contenidos libres, y difusión de obras digitales en tiendas como la App Store, aunque también las redes sociales han permitido la difusión, descarga directa y distribución de obras libres.

Las redes sociales tiene un fin en común, compartir el contenido generado por una persona a todo el mundo. La experiencia que ofrece cada una de ellas es distinta, por lo que los lineamientos se han adaptado a diferentes estructuras.

Hay dos cuestiones que considerar en referencia relación a los derechos de autor en redes sociales. La primera tiene que ver con los términos y condiciones que aceptamos cuando abrimos una cuenta en Facebook o en Twitter. Estos términos y condiciones regulan nuestra relación estas empresas, pero no rigen nuestra relación con terceros. Dicho de otra forma, autorizamos (de forma no exclusiva) el uso de nuestros datos y de todo lo que publicamos en la red social a la empresa que nos brinda el servicio. Esa empresa podrá usarlos de acuerdo a lo pactado, pero esa autorización no alcanza a los usuarios de esa red social o a cualquier otro internauta.

Por eso es que la otra cuestión que se deben analizar son los aspectos relacionados con el uso por parte de terceros de los contenidos generados por nosotros y viceversa. Este es un análisis muy válido, porque no podemos partir de la premisa de que todo lo que compartimos en las redes sociales es libre cuando las leyes de copyright o de derechos de autor parten de la premisa contraria todos los derechos son reservados. Sin lugar a dudas existe un problema de adaptación entre estas leyes y las lógicas de funcionamiento de las redes sociales, ya que según nuestra legislación se debería contar con el permiso de cada autor a la hora de compartir los contenidos generados por este.

A continuación listamos algunas cláusulas que se han establecido en redes sociales relevantes:

Facebook
Las imágenes que se suben a esta plataforma se licencian gratuitamente para Facebook por lo que puede hacer uso comercial de las mismas. Para el contenido protegido por derechos de propiedad intelectual, como fotografías y videos, concede específicamente el siguiente permiso de acuerdo con la configuración de la privacidad y las aplicaciones:

Una licencia no exclusiva, transferible, con derechos de sublicencia, libre de derechos de autor, aplicable globalmente, para utilizar cualquier contenido de PI que publiques en Facebook o en conexión con Facebook (en adelante, “licencia de PI”).

Esta licencia de PI finaliza cuando eliminas tu contenido de PI o tu cuenta, salvo si el contenido se ha compartido con terceros y estos no lo han eliminado.

Puedes matizar este derecho en ajustes de privacidad de la cuenta.

YouTube
YouTube no puede mediar en las impugnaciones relacionadas con la propiedad de los derechos. Cuando se recibe un aviso de eliminación completa, se retira el contenido como lo exige la ley. Cuando se recibe una contranotificación válida, se reenvía a la persona que solicitó la eliminación. A continuación, corresponde a las partes implicadas solucionar el problema en los tribunales.

YouTube cuenta con un proceso de eliminación independiente para los vídeos que infrinjan las leyes de marca comercial, que incurren en espionaje industrial o que incumplen otras leyes. Es responsabilidad del usuario verificar que una obra es de dominio público antes de subirla a YouTube. No existe una lista oficial de obras de este tipo.

Youtube cuenta con funciones destinadas para ayudar a encontrar material que pueda incorporarse al vídeo sin que surjan problemas de derechos de autor:
Biblioteca de audio

Creative Commons
Las licencias de Creative Commons conforman un estándar para que los creadores de contenido permitan que otras personas utilicen sus obras. YouTube permite que los usuarios marquen sus vídeos con una licencia CC BY de Creative Commons. Los únicos usuarios que pueden marcar los vídeos subidos con una licencia de Creative Commons son aquellos cuyas cuentas estén en buen estado.Al marcar un vídeo original de tu propiedad con una licencia de Creative Commons, concedes a toda la comunidad de YouTube el derecho a reutilizar y editar ese vídeo.

Instagram
Comparte solamente fotos y videos que tú has tomado o que tienen el derecho de compartir. No publiques nada que haya copiado o recogido de Internet.

Publica fotos y videos que sean apropiados para todo el mundo. No permitimos la desnudez en Instagram. Esto incluye: relaciones sexuales, genitales y primeros planos de las nalgas desnudas o los pezones femeninos, pero fotos de cicatrices post-mastectomía o mujeres dando el pecho (lactancia materna) sí están permitidas. El nudismo en las fotos de las pinturas y esculturas está bien, también.

Sigue la ley: Está prohibido el ofrecimiento de servicios sexuales, la compra o venta de drogas ilegales o medicamentos recetados (incluso si es legal en su zona), así como la promoción del uso de las llamadas “drogas recreativas” tampoco está permitido.

Ten cuidado al publicar eventos de interés. Entendemos que la gente a menudo comparten imágenes o fotografías (imágenes oficiales de medios o de otro tipo) para condenar actos o por motivos de conciencia. Si lo haces, te animamos a subtitular su foto con una advertencia acerca de la posible violencia gráfica.

Pensando en lo que compartimos a través redes sociales, el sentido común nos dice que las redes sociales no funcionarían si cada vez que quiero compartir un contenido de otro, debo solicitar el permiso del autor y esperar que éste me otorgue su autorización. Las redes no funcionan así.

Ejemplos
¿Qué contenidos podemos compartir legalmente en redes sociales? Aquí presentamos tres casos que, si bien no dan respuestas definitiva, pueden darnos algunas pistas:

¿Tienes derechos de autor sobre tus tweets?
Indaga los criterios que pueden utilizarse para afirmar que un tweet puede estar sujeto a copyright/derechos de autor en el marco de la Unión Europea. Concluye que no puede afirmarse que cualquier tweet esté sujeto a derechos de autor, sino sólo aquellos que alcancen determinados parámetros básicos de originalidad, y analiza diferentes elementos que pueden integrarse en un tweet (texto, imágenes, videos, vines) discriminando el alcance de los derechos de autor en cada caso.
http://www.technollama.co.uk/can-you-copyright-a-tweet

Liga Premier de fútbol de Inglaterra prohíbe a los usuarios de Twitter compartir sus goles con Vine
Esto se debe por vulnerar sus derechos de copyright sobre el espectáculo, encontramos un ejemplo claro de tweets que entran en conflicto con las leyes de copyright, y también cómo el copyright entra en conflicto con la libertad de expresión.
http://miabogadoenlinea.net/secciones/el-derecho-y-el-entretenimiento/7298-liga-premier-de-futbol-prohibe-compartir-goles-por-vine

El juicio contra Jeanie Pirro / Fox News por el posteo en Facebook de una foto emblemática del 11S.
La discusión surge a raíz de un post en Facebook de la periodista de Fox News Jeanie Pirro en ocasión del 12º aniversario del 11S. En ese post, la periodista coloca el hashtag #neverforget asociado a dos imágenes unidas: a la izquierda coloca una foto histórica de la Segunda Guerra Mundial tomada por Joe Rosenthal y a la derecha una fotografía del 11S tomada por Thomas Franklin. Los titulares de los derechos de copyright de la foto de Franklin (North Jersey Media Group) demandan a Pirro por el uso de esta imagen en Facebook. La defensa alega que este tipo de uso en redes sociales se trata de un “uso justo” (“fair use” de acuerdo a las leyes de copyright de USA) y plantea estos argumentos:

“La expresión en las redes sociales, y en Facebook en particular, está por lo tanto intrínsecamente ligada con el “comentario” y la “crítica”, fines que la Ley de Copyright [de USA] establecen como presuntamente justos… Cada post es una invitación para que otros puedan opinar y criticar; cada mensaje e imagen invita expresión recíproca. Esto es una prueba contextual para los usos transformativos, que deberá necesariamente tener en cuenta el hecho de que Facebook y otras redes sociales son por diseño utilizados con fines de “comentario” y “crítica”, y una prueba de este tipo inevitablemente favorecerá estos usos en las redes sociales”

Si el fallo del Tribunal de segunda instancia resulta favorable para la defensa, este juicio puede llegar a cambiar el panorama del copyright aplicado a las redes sociales (al menos en USA)
http://www.ibtimes.com/fox-news-jeanie-pirro-facebook-lawsuit-could-change-copyright-landscape-social-media-1865246#.VRtDNfW5NC9.twitter

La incompatibilidad del copyright/derechos de autor y las lógicas de funcionamiento de las redes sociales, demuestran una necesidad de reforma de este sistema de protección. Se hacen cada vez más necesarias nuevas excepciones y limitaciones que legitimen estas prácticas y formas de expresión. Ya que, si no existen válvulas de escape que permitan la continua adaptación de la normativa, se producen tantos casos de infracciones, al parecer ridículas, que el incumplimiento sistemático de la ley se transforma en la regla. En este contexto podemos afirmar que las leyes de derechos de autor vigentes son el peor enemigo de los derechos de autor